¡VOLVERÉ!..pero mientras bien haríais en ir al cine...

¡Volveré! 

Están siendo un par de semanas de mucho lio…y claro…es difícil conciliarlo todo. Eso sí, me prometí que volvía para quedarme, así que aquí estoy. Mientras vuelvo por mis fueros, id al cine corriendo a ver los dos peliculones que disfruté el pasado fin de semana. No quería esperar más para recomendar lo bien que lo pasé con mi doblete cinematográfico. Vale, el cine no está especialmente barato en estos días pero también es verdad que una copa en Madrid se acerca en muchos sitios a los 9 euros así que una película es una buena alternativa de Ocio. 

De la primera lo que más me sorprende es que no haya estado entre las seleccionadas para competir por España en la pre-selección de los Oscars. El cine español puede estar orgulloso de muchos de los productos que ha estrenado este año y uno de los últimos ha sido La Isla Mínima de Alberto Rodríguez. Todo, absolutamente todo, me ha gustado de esta película. Las expectativas prometían un peliculón y no me he sentido en absoluto decepcionado. Yo no suelo ir al cine con ningún prejuicio pero bien harían muchos en dejar de tenerlo y pagar la entrada para ver un muy buen ejemplo de cine nacional. 



La historia sobre la desaparición de dos chicas en las marismas de Doñana es la base del argumento de una película ambientada en los difíciles primeros momentos de nuestra democracia, con todo lo que ello significaba en el entorno policial. Dos agentes antagónicos protagonizados (Goya fijo) por Javier Gutiérrez y Raúl Arévalo son los encargados de descubrir el paradero de las muchachas en un lugar que a pesar de ser muy abierto resulta de lo más claustrofóbico. La cinta lleva ya unas semanas en cartel y está siendo todo un éxito, cosa de la que me alegro. Me he quedado impresionado por la calidad del producto, su fotografía, luz, montaje…de verdad de primerísimo nivel. Te mantiene en tensión durante todo el metraje y la diferencia entre los dos policías la hace más interesante aún. Que gusto da cuando vas a ver algo tan bien hecho, tan bien interpretado. No os la perdáis. Como veis no he contado mucho, solo lo que me ha gustado y de la próxima voy a contar todavía menos. 

Perdida (Gone Girl) puede ser uno de los éxitos de año, eso seguro. Yo estoy aún en estado de shock y , si tenéis algún interés, correría a verla antes de que la gente se fuera de la lengua. Seven, El Club De La Lucha, La habitación del pánico, Zodiac, Benjamin Button, La Red Social…vamos que habría ido al cine casi por inercia aunque no hubiesen publicitado la película (y lo vaya si lo han hecho) David Fincher dirige a Ben Affleck y a Rosamund Pike gracias a un guión que escribe Gillian Flynn, autora de la novela en que se basa la película y que fue el boom literario que desterró a las 50 Sombras de Grey. Y hasta aquí voy a escribir, merece la pena que la descubráis vosotros, porque contar más allá de lo que el título dice, también sobre una desaparición, es puro spoiler. 



El caso es que después de aquello, al llegar a casa me encontré con Pepa montando en el pintoresco taxi de Guillermo Montesinos y me quedé prendado, como la primera vez, de Mujeres Al Borde de Un Ataque de Nervios. Da igual cuantas veces haya visto la más famosa película de Almodóvar, siempre me divierto con las mismas gracias y creo que le debo la idealización que yo tengo de la ciudad de Madrid. Por cierto, ya ni se los años que tiene este cartel que regalaba la revista Cinemanía...he encontrado que tengo unos cuantos...así que voy a sacar un montón de fotos y preparar un post.


¡Ay Madrid! En unas horas volveré a recorrerlo de punta, me calzaré las zapatillas que dan título a este blog y venga, a hacer una de las cosas que más me gusta de la semana: pasear. Feliz Fin de Semana. Disfrutad mucho. 

Lo dicho : volveré. 

Déjennos en Paz, Pepa y yo tenemos cosas más importantes de las que hablar 
¿De hombres? 
¿Acaso hay algo más importante?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Anímate a comentar!